Viajeros

El viajar nunca podrá tener fin porque hasta de ‘Nunca Jamás’ existe un país

Por Paco Peramos
De naturaleza inquieta, siempre me ha seducido saber la verdad de las cosas: ahí reside el poder para hablar de ellas. Comunicador por vocación, me encanta contar lo que descubro y lo que veo. Mes a mes vamos a llenar nuestra maleta de sueños y despertar para hacerlos realidad. ¿Te vienes?

Tenemos encima la “apertura de puertas”, estamos cada vez más cerca de que nos digan: “ya podéis VIAJAR”. Eso es lo que muchos esperamos, pero sinceramente les digo, que costará mucho poder volver a lo que antes llamábamos normalidad. Sigo abogando por el turismo nacional, por el de proximidad, por el conocer lo más cercano, que es mucho y variado, y de excelente calidad. Fíjense si es bueno, que somos el segundo país del mundo más visitado.

Mientras ese momento ansiado llega, arranco aquí mi cuarta colaboración con nuestra revista de cabecera, nuestra interactiva “Magazine” SOMOS, y en esta ocasión vamos a continuar tirando de archivo. Vamos a rescatar algunos viajes a la que dicen la capital de Europa. Desde ahí les hice mi primera colaboración, aquella que hablaba -ya hace cuatro números- de las recomendaciones que un servidor les hacía respecto al reservar viajes, tanto en cuestión de vuelos como en alojamientos. Pues bien, nos vamos a ir a Berlín.

 

Berlín es una ciudad relativamente nueva. Hay que tener en cuenta que quedó destruida casi en un 90% debido a la Segunda Guerra Mundial, y que la gran mayoría de sus edificios no atesoran aún su primer siglo de vida. Pues bien, vamos a conocer la Puerta de Brandenburgo, les enseñaré un poco el muro de Berlín, conoceremos un mercadillo donde se vende de todo y que más parece, enterrado en arena de playa, que pudiese estar en Cádiz que tan al norte de Europa. Eso sí, abrigaditos tela porque por la capital alemana hace una rasca que pela en tiempos incluso de primavera.

Una de las cosas, diría yo de los tesoros imperdibles, que no deben dejar de visitar en sus estadías en Berlín, es la Isla de los Museos, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1992. Alberga cinco recintos, cinco museos: el Antiguo, el Nuevo, la Galería Nacional Antigua, el Museo Bode y el famoso Museo de Pérgamo. De entre las maravillas que atesoran estos lugares, destacar el busto de la reina Nefertiti y un “hermano” de nuestra pieza museística más famosa, nuestro EFEBO de Antequera. Conoceremos el Efebo de Berlín, y alguna pieza más

Para terminar el rescate de los vídeos del pasado, hacer notar que no todos están grabados en el formato adecuado. Hace años se acostumbraba a hacerlo en vertical, por aquello de las RRSS, pero creo que los recuerdos merecen la pena. Me gusta a mí VIAJAR dentro del viaje, es decir, conocer sitios más o menos alejados del principal lugar de destino, y así agrandar la experiencia. Dentro de este mismo viaje nos acercaremos a Postdam, enclave famoso por ser el último sitio de retiro de los antiguos Reyes Prusianos, y por alguna que otra conferencia celebrada por aquellos lares. El final del vídeo les resultará curioso.

Su viajero de cabecera, Paco Peramos. GRACIAS SIEMPRE.