Colectivos

Mollete Kolektiv ¡A la fresca!

Los martes de verano son fiesta. Mollete Kolektiv regresa con más fuerza que nunca para convertir el Patio de Caballos de la Plaza de Toros en un espacio «para jóvenes de todas las edades» 

Mollete Kolektiv vuelve a la carga. Tras el parón obligado por la pandemia, la asociación cultural retoma su actividad con algunas caras nuevas y con su proyecto más ambicioso hasta la fecha: A la fresca, una evolución de aquellas jam sessions con las que se dieron a conocer en 2018. 

Todos los martes de verano, desde las 20.30 horas, el Patio de Caballos de la Plaza de Toros acoge un evento hecho por y para jóvenes con conciertos, jam sessions, muestras artesanales y cualquier actividad cultural que se proponga. Porque aquí no hay nada preestablecido. A la fresca es algo más, es un espacio abierto a la juventud y a la cultura en el que todo el mundo puede participar. 

«Es el momento de ser ambiciosos. Hay que revitalizar la cultura ahora más que nunca, por eso no hemos querido hacer un revival de lo que fueron las jam sessions en el MAD, sino que hemos querido apuntar más alto y crear una cosa que se nos pueda ir de las manos, que llegue a volar sola», nos explica Jesús de la Torre, uno de los miembros de esa «primera generación de molletes», como ellos mismos llaman a los fundadores «como si fuéramos Pokémon». 

JÓVENES POR LA CULTURA 

El colectivo nació en 2018 con el objetivo de fomentar la cultura local y dar visibilidad a artistas emergentes. Una decena de jóvenes decidieron que, ante la falta de oportunidades y de oferta cultural para la juventud, era mucho más interesante crear ellos mismos sus propios espacios en lugar de quedarse en casa lamentándose. 

Y así fue. Comenzaron organizando jam sessions en el Museo de Arte de la Diputación (MAD Antequera). A eso le siguieron talleres, conciertos, live painting… creando una red cultural en torno al colectivo que se frenó en seco con la llegada del COVID-19. 

Durante el parón han logrado lo más difícil: seguir cohesionados. Nos gusta pensar que en algo hemos contribuido, ya que desde que nació SOMOS Magazine han formado parte de esta revista como colaboradores, con un artículo y una ilustración mensual que los ha mantenido activos en una época en la que no se han podido realizar eventos. 

VUELVEN 

Ahora vuelven a la carga con las ideas muy claras. Han crecido desde entonces, algunos ya no tienen esas caras de niños que conocimos, pero sobre todo han ganado en experiencia y en madurez. «Ahora ya saben de lo que somos capaces y confían en nosotros. Tenemos una mayor relación con las instituciones públicas, que son la vía de entrada para poder crecer como asociación», nos cuenta Jesús. Para los eventos de este verano cuentan con la colaboración del Ayuntamiento de Antequera, que les ha cedido el espacio que necesitaban. 

El colectivo tiene dos funciones claras: la primera, ofrecer actividades culturales a los jóvenes, «que no tienen mucho donde elegir». La segunda, servir como escaparate para artistas emergentes, muchos de los cuales forman parte activa del colectivo. «A mí Mollete Kolektiv me ha ayudado a creer en mí como artista, a descubrir que se puede crear algo de la nada», afirma Gema Hamartia, que gracias a la repercusión de las actividades del colectivo logró poner en marcha el verano pasado su proyecto de ilustración La Ruta del Cervantes enamorado, una ruta turística y cultural por las calles de Antequera. 

A LA FRESCA 

El martes 5 de julio abrió sus puertas por primera vez A la fresca, el espacio cultural creado por Mollete Kolektiv en el Patio de Caballos de la Plaza de Toros. Hubo micros abiertos, sesiones de dj a cargo de Hamartia y Dj Kaki, una muestra artesanal y el concierto de El Cebri, artista emergente antequerano afincado en Málaga. 

Para las próximas, todo puede pasar. Bandas, performance artísticas, jams de poesía… «estamos abiertos a todo», nos dicen. «Queremos dar la alternativa a gente que nunca se ha subido a un escenario para que demuestre lo que es capaz de hacer. A bandas jóvenes que quieran ofrecer un concierto, a gente que dibuje, que baile, que escriba poesía… aquí van a encontrar los medios técnicos necesarios y un público y un entorno que valora lo que están haciendo», explican. 

Y no solo a jóvenes. «Nos gustaría que nuestros eventos fueran intergeneracionales. Somos un colectivo para jóvenes de todas las edades, porque ser joven es estar despierto y que te guste descubrir cosas nuevas», añaden. Además, esperan seguir creando lazos y conociendo a personas que se quieran sumar al proyecto como voluntarios para que Mollete Kolektiv siga creciendo con ese espíritu libre con el que se construye la cultura. 

¡Qué bueno que volvísteis!

Síguelos y conoce sus actividades en @molletekolektiv y en su web: www.molletekolektivantequera.wordpress.com